Hace unas semanas hice un curso sobre un método para relacionarnos y desarrollar la comunicación en niños con trastorno del espectro autista llamado Intensive Interaction (Interacción Intensiva).

Este método está diseñado para satisfacer las necesidades de aprendizaje de las personas que todavía están en las primeras etapas del desarrollo de la comunicación. En un extremo, hablaríamos de un niño TEA con el que es muy difícil interaccionar o comunicarse, debido a que vive  aislado socialmente, sin mostrar motivación por estar con otras personas, y que además, suele presentar una serie de comportamientos de auto-estimulación.

IntensiveLogoSm

Del mismo modo, el enfoque es también para las personas que necesitan desarrollar más habilidades en las áreas de la comunicación como son: uso y comprensión del contacto ocular y las expresiones faciales, toma de turnos en los intercambios comunicativos, compartir la atención con otra persona, comprender la comunicación no verbal y el uso  de las vocalizaciones, haciendo que éstas se vuelvan más variadas y extensas, para posteriormente más precisas y significativas.

inte.jpg

 

¿En qué consiste este tipo de interacción?

En primer lugar, la Interacción Intensiva es altamente práctica. Lo único necesario es una persona sensible para ser el compañero de interacción (un adulto). El enfoque funciona desarrollando progresivamente secuencias de interacción agradables y relajadas entre el compañero de interacción y el niño. Estas secuencias de interacción se repiten frecuentemente y crecen gradualmente en duración, complejidad y sofisticación. Sería algo parecido a la imitación o al juego del espejo, repetir lo que hace el otro.

espejo-2

 

A medida que esto sucede, los fundamentos de la comunicación antes señalados son gradualmente ensayados y aprendidos de una manera fluida. El estilo del compañero de interacción (adulto) es relajado, no directivo y sensible. De hecho, un elemento central es que el adulto construye el contenido y el flujo de la actividad, permitiendo que el niño guíe y dirija, con el adulto respondiendo y uniéndose al comportamiento del niño.

int2

Este principio simple es el que usan los adultos en la interacción con los bebés durante el primer año. El primer año es el período de desarrollo cuando un bebé realiza un aprendizaje intenso y muy rápido de los fundamentos de la comunicación. Gran parte del desarrollo de la interacción intensiva se basó en la investigación científica sobre la forma en que los seres humanos aprenden a comunicarse durante el primer año.

Las sesiones de enseñanza son por lo tanto frecuentes, bastante intensas, pero también divertidas y agradables. Ambos participantes deben disfrutar la actividad como principal motivación. Las sesiones podría variar, siendo algunas muy dinámicas, con grandres vocalizaciones, incluso con contactos físicos y divertidas; a otras donde prima la paz, la lentitud y el silencio.

Video sobre interacción intensiva 

Más videos

 

Bibliografía:

 

Para saber más: 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s